Proceso alimentario

La alimentación es algo más que comer

Se trata de un proceso en el que participamos activamente y que define lo que somos como sociedad y nuestras relaciones como parte de la naturaleza.

Proceso alimentario

Alimento, el bocado que nos integra como sociedad

La alimentación y nutrición adecuadas, desde una perspectiva de derechos, no se limitan a garantizar el acto de comer o de cubrir las necesidades nutricionales. Como proceso, la alimentación integra factores sociales, culturales, ambientales y económicos, donde las personas tienen un papel activo en su definición y en las posibilidades para su transformación.

 

10
Proceso alimentario

El proceso alimentario implica la concepción de su circularidad, reconociendo no sólo la transacción física y económica, sino que da cuenta de los intercambios culturales, sociales, políticos, de poder, ambientales, cosmogónicos y de conocimientos. De esta manera, el proceso alimentario tiene múltiples fases, que incluyen:

1 . La forma primaria como se consigue un alimento, la cual usualmente se denomina producción, donde también se consideran mecanismos de obtención, tales como la pesca, la cría, la caza, la recolección, entre otros.

2 . El intercambio de alimentos, que no se da sólo por mecanismos de mercado, sino que debe también contemplar las redes solidarias y comunitarias, que suelen tomar una mayor relevancia en los momentos de crisis.

3 . La transformación de los alimentos, que contempla el proceso efectuado en los hogares, incluyendo la transmisión de conocimientos asociados a su preparación. Así mismo, las transformaciones artesanales a pequeña escala y las del sector industrial, que en ningún caso deberían tener tal grado de procesamiento, incorporando componentes perjudiciales para la salud.

4 . El consumo, uso o aprovechamiento biológico del alimento, donde es clave tener en cuenta los mecanismos de acceso a los alimentos, la frecuencia en que aquellos que son nutricionalmente adecuados son ingeridos, la condición de salud de quien se alimenta, la salubridad del entorno físico, ambiental y humano, los faltantes o excesos alimentarios que pueden determinar una nutrición insuficiente o una malnutrición, las agresiones mediáticas contra la ingesta de alimentos tradicionales y con ella, el reemplazo por productos comestibles procesados industrialmente, que aportan exceso de nutrientes críticos, que perjudican la salud.

5. Cuando la alimentación y la nutrición son adecuadas, reconstruyen o regeneran las condiciones vitales que nos permiten, mediante nuestra fuerza de trabajo, salud e inteligencia, mantener en marcha de nuevo el proceso alimentario, en condiciones de dignidad.

Proceso alimentario

La cotidianidad del acto alimentario, aparejado a la extensión del modelo industrial de las dietas corporativas, están teniendo unas consecuencias nefastas en las condiciones de la salud de la población y en la naturaleza, pues con base en productos procesados industrialmente, se han venido reconfigurando las costumbres alimentarias y en apariencia se satisface la necesidad de comer, a costa del bienestar físico y de las tradiciones culturales de la población, que garantizan una vida espiritual y sicológica, a nivel individual y colectivo, libre de angustias, satisfactoria y digna.

En lógica del aprovechamiento que debe garantizarnos la alimentación, se debe considerar que el cuerpo es el primer territorio y cuando se nos impone una dieta que está fuera de las costumbres o que daña, se está entregando y vulnerando justamente ese primer territorio. 

 

Consignas

Y tú, ¿en qué etapa del proceso participas?

Te invitamos a reflexionar si en tu proceso de alimentación garantizas condiciones dignas para ti y para todas las personas que te alimentan.

0
dato 1
0
dato 2
0
dato 3
0
dato 4